domingo, 23 de noviembre de 2008

Operadoras al poder.

¿Qué hace la legislación para controlar a las operadoras de telecomunicaciones y sus abusos al consumidor pese a la gran cantidad de quejas de usuarios?
Nada.
Las compañías persisten en sus suculentos modelos de gestión, sin que las juntas arbitrales de consumo y secretaría hagan algo para evitar sus fraudes.
Ya en un principio el mecanismo para darte de baja está viciado, ya que incumplen la ley al no facilitar una dirección a la que tramitar la baja. Al menos si lo que pretendes es darte de baja sin cambiar a otro operador, ya que siempre es más fácil( ellos se encargan a través de la portabilidad), que si lo que pretendes es extinguir el servicio sin pasarte a ningún otro operador de los que fluyen por el libre mercado.
Mucho menos te van a dar desde el número pago 902 de 'Atención al Cliente' ,el obligado número de referencia para verificar y poder tener constancia del día en que cursaste la baja. Ya que desde que procedes a dar la baja hasta que la hacen efectiva, las operadoras hasta que te interrumpan el servicio, tienen 15 días por ley.
Mi experiencia particular es con Orange, perteneciente al tiburón financiero France Telecom. Ellos tienen la fórmula del 'oscurantismo' de gestión habitual por lo demás en casi todos estos sectores, más aquí en el desamparo legal de nuestro país. Ineficaz a más no poder el servicio de 'Atención al Cliente'( ¿?).
Todo terriblemente robotizado, alargando el tiempo hasta la desesperación,con personal que atiende el teléfono que no saben por donde van los tiros cuando al fín logras que comunicar con alguno. Te dicen una cosa y luego hacen otra... En fín toda una serie de abusos reiterativos y desagravios.

No hay comentarios: